Un buen Líder gana credibilidad delante de todos

0 107
Anuncio

¿Cómo gana credibilidad un líder frente a aquellos que se supone deben seguirlo?

Un buen líder debería plantearse la respuesta a esta pregunta que consta de varias partes.

Pero todas pueden resumirse en un pensamiento clave:

“La prioridad de un buen líder debe ser la gente y luego el producto”

 

Si hace eso diariamente, obtendrá credibilidad y éxito. Si no lo hace, no obtendrá ninguna de las dos cosas.

¿Qué significa darle prioridad a la gente?

Puede sonar simple, incluso simplista, pero no lo es. Más aun, no es fácil.

Específicamente, a fin de ganar credibilidad priorizando a la gente, es necesario tomar los siguientes pasos:

  • Apreciar y respetar a toda la gente.

No sólo a la gente que es como usted. Tampoco demuestre favoritismo hacia aquellos que tienen su forma de pensar.

  • Preocúpese más por liderar que por manejar.

Busque la eficacia más que la eficiencia.

Un buen líder planifica antes de anunciar

Un líder eficaz se preocupa por hacer las cosas correctas.

Una persona eficiente con un pensamiento gerencial se preocupa por hacer correctamente las cosas, una distinción vital.

  • Niéguese a sucumbir a emociones dañinas.

Todos tenemos emociones, tanto buenas como dañinas, tales como la envidia, el orgullo, la codicia.

No podemos evitar las emociones, pero sí podemos decidir cómo vamos a actuar al respecto.

Un lí der que quiere poner a la gente en primer lugar y ganar credibilidad frente a ellos, elegirá no caer en emociones dañinas.

Anuncio
  • Respete los valores que su gente lleva al lugar de trabajo.

Ellos quieren ser reconocidos, respetados y recompensados.

Quieren ser capaces de estar orgullosos de lo que hacen, y quieren tener la libertad de tomar decisiones dentro de sus límites.

  • Establezca sus planes cuidadosamente antes de darlos a conocer.

Su personal reconocerá ideas mal concebidas cuando las escuche, y usted nunca tendrá una segunda oportunidad para hacer una primera impresión.

En términos de liderazgo, la lección es la siguiente:

  • Si usted gana una reputación con sus empleados al anunciarles planes imprudentes, y sus empleados tienen que reparar costándoles tiempo, esfuerzo y dinero en el medio de un proyecto.
  • Si usted no es fiel a su responsabilidad de hacer su tarea y hacer buenos planes antes de anunciarlos.
  • Su equipo aprenderá a recibir sus próximas ideas, no con entusiasmo, sino con desconfianza.
  • Su compromiso frente al plan será, tibio, y lo demostrarán en el trabajo que realicen.
  • Ellos quieren que usted les demuestre respeto por el tiempo y el talento.

En otras palabras, sea fiel a las responsabilidades de planificación que tiene como líder.

Su gente quiere saber que usted ha hecho su trabajo antes de que le pregunte a ellos si han hecho el suyo.

El resultado será la consistencia y seriedad de poner a su gente en primer lugar, y observar su credibilidad y ver crecer su éxito.

Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas novedades, actualizaciones y ofertas especiales directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.