No sufras por lo que otros piensan de ti

0 58

¿Alguna vez has renunciado a un sueño porque tener miedo de lo que otros piensan de ti?

Seguro que eres una persona amable y atenta, pero si lo que otros piensan de ti te preocupa demasiado, estarás sufriendo.

No hay nada malo en ser amables y dar felicidad, es parte de la inteligencia emocional y eso es algo bueno.

Pero a veces esto puede ir demasiado lejos.

Si constantemente estás abrumado por controlar lo que piensan de ti, tus familiares, amigos o  los desconocidos, estás desperdiciando toda tu energía.

Y  probablemente esto esté impidiéndote que alcances tus objetivos reales

4 simples consejos para dejar de preocuparse por lo que otros piensan

  1. Pregúntate a ti mismo que es lo que te importa

Está bien tener valores diferentes a las personas que te rodean.

Tal vez no puedes soportar un gimnasio, a pesar de que tu mejor amigo hace ejercicios todos los días.

Sé claro y honesto contigo mismo acerca de lo que realmente te importa.

Seguro que otros pueden juzgarte por no cumplir con sus estándares.

Sin embargo, si eres fiel a tus propias metas y valores, entonces sabes que tú tienes tus prioridades.

no sufras por lo que otros piensan

  1. Recuerda que el mundo no va a estar alrededor tuyo mirándote

Puede ser que cuando eras un adolescente fuiste intimidado en la escuela y ahora te encuentras preocupado cuando otros te miran

Tal vez incluso crees que cuando te volteas todos están riendo a tus espaldas.

Sin embargo, la verdad es que no eres el centro del mundo.

La mayoría de las personas que te rodean están demasiado ocupadas haciendo sus propias vidas como para estar pensando en ti.

  1. Reconoce que sus opiniones no pueden hacerte daño

Por lo tanto, ahora tú estás claro acerca de lo que realmente te importa y sabes que no eres el centro de atención.

Sin embargo, habrá casos en los que la gente hará juicios acerca de ti.

Tal vez sea en el trabajo o cuando estás con los amigos o cuando simplemente estés fuera de casa.

Recuerda que en la mayoría de las situaciones las opiniones de la gente no pueden hacerte daño.

Claro, alguien en el camino puede gritar algo grosero acerca de tu corte de pelo, pero no hagas caso.

No hay forma en que su opinión puede afectar tu vida (a menos que tú lo permitas).

  1. Acepta que no puedes controlar lo que la gente piensa

Puede que seas una persona un poco obsesionada por el control pero no puedes controlar los pensamientos de la gente.

No tienes idea de que es lo que podría pasar por su cabeza, ni por qué. Diferentes personas responden de maneras muy diferentes.

La próxima vez que te preocupes por lo que alguien podría pensar en ti, pregúntate a ti mismo:

¿Cómo sus pensamientos realmente pueden afectarme a mí?… y sigue adelante con todo lo que quieres hacer.

Obtenga actualizaciones en tiempo real directamente en su dispositivo, suscríbase ahora.

Enlaces Patrocinados

Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas novedades, actualizaciones y ofertas especiales directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.