Victoria Beckham, 10 años de éxito familiar y empresarial.

0 59
Anuncio

Victoria Beckham se ha convertido en el modelo que muchas querrían ser. Siendo una empresaria de éxito y mujer hecha a sí misma.

Fue en 1997, cuando Wannabe y un vestido muy negro y muy corto lanzaron a Victoria a la fama. En 2008, decidió que, no solo quería ponerse vestidos así, ella quería era crear esos diseños.

Ahora,una década después, ha logrado obtener un negocio de moda valorado en millones de dolares, el cual cuenta con dos líneas diferentes y desfiles en Nueva York y Londres. Ahora, Victoria Beckham se apodera de la portada del número de Vogue UK de octubre la cual protagoniza junto a toda su familia.

La familia Beckham ha posando junta y feliz en la revista, una imagen poco habitual.

En la primera portada aparece posando “la segunda familia real británica”, como la llama Edward Enninful, director de la publicación, donde sale Victoria con susnretoños y su perra Olive, y en la otra portada sale con su marido.

Resulta admirable la victoriosa transformación de Victoria, quien ha logrado todo lo que ha querido y, cuando parecía que había tocado techo, se ha vuelto a reinventar.

En los noventa Victoria formo parte de las archifamosas Spice Girls, donde ella era la Posh, la discreta y quizá la menos imitada por las niñas por ese perfil bajo.

Hoy, se ha convertido en el modelo que muchas querrían ser. Siendo una empresaria de éxito y mujer hecha a sí misma.

Anuncio

Su ropa triunfa en todo el mundo. Crea diseños sencillos, limpios, apetecibles, de cortes depurados y con tejidos de calidad que mujeres de clase media-alta compran para reuniones y fiestas.

Victoria Beckham atiende el show de Dior Homme primavera/verano 2019 como parte de la semana de la soda en Paris el 23 de junio de 2018.
Victoria Beckham en la portada de Vogue UK rodeada por sus hijos Romeo (arriba izquierda), Brooklyn (arriba derecha), Harper (abajo izquierda), Cruz (abajo derecha) y su mascota Olive. VOGUE UK

Se ha convertido en paradigma del lujo discreto y lo mejor,

ella misma es su mejor maniquí.

Ha vestido sus propias creaciones para las bodas

de los príncipes Guillermo y Enrique.

A sus 44 años, parece quedae poco queda de aquella mujer de futbolista enfundada en ajustados corpiños de leopardo y con pelo en puntiagudas mechas rubias.

Su empresa ya factura más que su esposo, con quien se casó en julio de 1999 y con quien tiene cuatro hijos, Brooklyn, de 19 años, que vive en EE UU y ha arrancado su carrera como fotógrafo; Romeo, de 16; Cruz, de 13; y Harper, su única hija, de siete, y la que en la entrevista con Vogue califica del “cerebro de la familia”: “Quiere ser inventora”.

 

Suscríbete a nuestro boletín
Regístrese aquí para recibir las últimas novedades, actualizaciones y ofertas especiales directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.